Analizando Canciones Infantiles

Escrito por | Mapaternidad, Música

La mayoría de papás y mamás cantamos las canciones infantiles por inercia, estamos tan acostumbrados a hacerlo que pocas veces nos paramos a analizar su significado. Para eso he venido yo hoy, para que nos demos cuenta de qué cantamos a nuestros hijos y si estas tienen algún sentido.

Advertencia: Este post está lleno de un humor peculiar, el mío, y seguramente a todos no os guste, pero es lo que hay.

Advertencia 2: Voy a poner las canciones como me las han cantado a mi toda la vida, no me digáis no es así o no es “asá” porque hay más versiones que pelos.

Comenzamos este análisis por un clásico, “Los Patitos” y dice así:

Los patitos en el agua

meneaban su colita

se decían uno a otro

ay! que agua tan fresquita

Yo sobre esta parte no tengo nada que objetar, debería ser el día a día de los patos. Y la canción continúa.

Todos los patitos,

  se fueron a nadar,

  y el más pequeñito se quedó detrás

  su madre enfadada le quiso pegar

  y el pobre patito se puso a llorar

Aquí está todo el salseo de la canción, soy consciente de que hay versiones que ponen esta parte delante, pero a mí me gusta el rollo flashback que le daban en mi guardería. Pero vamos al meollo. ¿Qué clase de mamá pata es capaz de casi perder a un hijo y de premio le quiere pegar? Señora, tenga cuidado con el pequeño patito, si se ha quedado detrás tu obligación de mamá pata era estar atenta, el cachete se lo merece usted.

La siguiente canción para analizar es otro gran clásico, “Pin Pon”:

Pin Pon es un muñeco

muy guapo y de cartón

se lava la carita con agua y con jabón.

Se peina los cabellos

con peine de marfil

y aunque se da tirones

no llora ni hace así“.

La canción es un auténtico despropósito empezando desde el principio. Cómo se atreve a lavarse la cara Pin Pon con agua y con jabón, con lo malamente que huele el cartón mojado… Luego acaba con ni hace así. ¿Así qué? ¿Me lo explica alguien? Es como decir tráeme eso que está encima de aquello, hay que concretar más señores compositores de canciones infantiles.

Otra de las que me gustaría comentar, simplemente porque le tengo tirria, es la de “Hola Don Pepito”, quizás la canción más estúpida que hayáis, y vais a escuchar jamás.

Hola Don Pepito,

  Hola Don José,

  ¿Pasó usted ya por casa?

  Por su casa yo pasé

  ¿Vio usted a mi abuela?

  A su abuela yo la vi.

  Adiós Don Pepito.

  Adiós Don José.

Lo que me escama mucho de esta canción es: ¿Por qué, si se conocen tanto como para ir a casa el uno del otro y hacer visitas a la abuela, se tratan de usted? Una amistad un poco rara. La conversación es un sinsentido, lo único que le interesa es si vio a su abuela, le dice que sí y le dice: Pues ¡Hasta luego, Mari Carmen!

La última que voy a comentar en este post es otra muy famosa, iremos por partes que es más larga, y es “Susanita tiene un ratón” que reza así:

Susanita tiene un ratón,

un ratón chiquitín,

que come chocolate y turrón

y bolitas de anís.”

Me encanta que nos especifiquen que es un ratón chiquitín, para que no nos imaginemos una rata peluda con el tamaño de un perro. También me gusta mucho que rompan el topico de que los ratones comen queso, este lleva una dieta más variada pero si lo pilla una mamá loca del BLW le da un escobazo, le arrebata el chocolate, el turrón y las bolitas de anís y le ofrece un puerro.

Duerme cerca del radiador

con la almohada en los pies

y sueña que es un gran campeón

jugando al ajedrez.

No voy a decir que es raro que se ponga la almohada en los pies, simplemente es raro un puto ratón durmiendo en una almohada sin más. Con sus sueños tampoco me voy a meter, aunque sea un ratón tiene derecho a fantasear en sueños todo lo que quiera y más.

Le gusta el fútbol

el cine y el teatro

baila tangos y rock’n roll

y si llegamos y nota que le observamos

siempre canta esta canción.”

Está claro que es un ratón con gustos muy variados, tanto en comidas como en el resto de aspectos de la vida. Lo que me da mal rollo es que al final podemos deducir que es él el que canta la canción. ¿Cuál es el problema? Te estarás preguntando. Pues que se lleva toda la canción hablando de sí mismo en tercera persona y si algo me ha enseñado esta vida es que las personas que lo hacen no están muy buenas de la cabeza, véase Aída Nizar o Mayte Galdeano.

 

Espero que os haya gustado este minianálisis de las canciones infantiles y si os he sacado aunque sea una sonrisilla compartáis con vuestros amigos este post. ¡Si pilla mucho apoyo me escucho todos los Cantajuegos para traeros una segunda parte!

Última modificación: 25 noviembre, 2017

One Response to :
Analizando Canciones Infantiles

  1. Crishu dice:

    Una sonrisa no. Me meo de risa. Lo de Don pepito y Don José me mata. Y el ratón modo Aida , qué miedito!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: