Arnaldo Otegi, ese hombre de paz

Escrito por | Actualidad

Ay, Otegi. Con esa cara que parece salido de Star Trek. Yo siempre me he debatido en si quiero cinco minutos a solas con este señor para tener un debate dialogado, para gritarle improperios o para que me sobren 4:50 por escupirle en la cara e irme a mi casa.

Por si alguien se perdió los últimos, pongamos, 30 años de la historia de este país les resumiré que el señor Otegi era un gudari de la causa vasca, un combatiente por la libertad, un hombre de paz como lo llamó José Luis. Formó parte de la ETA Polimili que tanta sangre derramó en nuestras calles, pero a él los delitos directos que se le atribuyen son “sólo” tres secuestros. Por uno de ellos pasó seis añitos a la sombra y la sopa boba del tan desagradecido estado español. Por otros dos quedó absuelto. Y hasta en cuatro ocasiones más recaló con sus huesos en la cárcel por pertenencia a una banda armada que sembró los cementerios de España de otros 800 sacos de huesos de peor fortuna.

Arnaldo, en general, se ocupaba de las cosas chungas y aburridas de la ETA. La política, las palabras, los mitins. Esos recibimientos to guapos a los gudaris cuando las instituciones los soltaban y volvían al hogar. Era, digamos, del grupito de los listos. De los que cogían libros de derecho en la biblioteca del trullo. Y, ojito, que Otegi se fue al Parlamento Europeo y todo con Herri Batasuna, el brazo político de ETA, que ahí no llega cualquier mindundi.

Pasa, que entre todas esas palabras que estudió el chaval, las de “lo siento” o “menudos hijos de puta hemos sido” o “perdón a cada madre a la que arrancamos un hijo y cada niño que creció sin padres por nuestra culpa” no figuran. Digamos que, en todo eso que presume de saber de diplomacia, esa lección, no estaba.

Cuando veo a semejante especimen hablar de democracia, se me hinchan los cojones, señor Otegi. Y eso que no tengo. ¿Sabe usted lo que es democracia? Que un país entero le pida a sus amigos que no ejecuten a un chaval de Ermua en 48 horas. ¿Debiéramos haber organizado un referéndum en julio del 97?

Han matado ustedes, -sí, usted también, porque lo sabía, porque tenía esos nombres en una lista- a militares, policías, periodistas, políticos, civiles, niños. Han secuestrado y extorsionado empresarios. Han tendido una guerra contra España y han intentado forzarnos a jugar con sus normas. Han hecho que salgamos a la calle con miedo, que durante muchos años la gente no se atreviera a pisar el País Vasco, que no quisiéramos ni opositar por miedo a que nos enviaran a esa tierra. ¿Eso es amor a su país? ¿Eso es democracia? ¿Eso es paz?

Qué lecciones me va a dar a mí, que ví llegar el coche fúnebre de un vecino y amigo lleno de escupitajos a la Iglesia. Un hombre que se crió en mis calles y dejó su vida en las vuestras, y, por más que os pese, defendiéndoos. Porque quienes juraron dar su vida por España y la dieron, os dejaron las manos llenas de una sangre que sí sabía a libertad.

Me hace usted gracia, con 50 tacos, habiendo pasado media vida en la cárcel, intentando vender la moto a los observadores internacionales y a los medios de comunicación de que usted cree en la paz. Usted, que echó gasolina en la hoguera de nuestra guerra. Espero que exista de verdad una vida después de esta, y que nos veamos en ella con quienes conocimos y con quienes tengan un saldo pendiente con nosotros. Espero que mire a los cobardes de su bando, los que lloraron y se mearon cuando les cogieron después de matar a Jiménez Becerril y su mujer y dejaron en el suelo dos rosas blancas llenas de gotas de sangre. Dos rosas blancas que acababan de darles sus hijos en la festividad del día de la paz en el colegio.

Espero que vea a esos putos despojos que lucharon en su bando al lado de la gente que mataron y tenga que agachar la mirada por vergüenza y por la certeza de que unos murieron realmente por la democracia mientras algún hijo de puta pensaba que democracia era aplastar por la fuerza la idea de otros.

Última modificación: 13 septiembre, 2017

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: