¿Cómo acoges teniendo un bebé?

Escrito por | Vacaciones en Paz

cómo acoges teniendo un bebé

Sí, mil veces me lo han preguntado: “¿Cómo acoges teniendo un bebé?” o peor, lo que más me desagrada: me han felicitado por ello.

“Yo no podría”, repiten.

No sé, a mí me costaría mucho más tener otro hijo con un año o año y medio de diferencia. Ahí sí que no me vería capacitada, con dos bebés seguidos. Eso sí que no es para mí.

Mis criaturas se llevan nueve años y creo que fue el mejor regalo que les pude hacer a ambos:

-La Ran tiene el privilegio de conocer a su hermano español de bebé, sin haberse perdido ninguna etapa suya, estando presente desde el principio de los tiempos.

-BB puede recordar a la Ran desde que tiene uso de razón. Es su referente, su ejemplo y sabe desde el primer momento que ella vive en un campamento de refugiados en el desierto y que durante diez meses al año carece de muchas cosas materiales, que es una lección brutal.

Para mí no ha sido difícil, duro, ni complicado. Es más, dudo que vuelva a tener otro hijo biológico y si acogiera o adoptara un tercero, siempre sería mayor de tres años. La etapa de bebés no es mi favorita.

Cuando se hacen las cosas con amor, los problemas que ve la gente no tienen lugar; o, si acaso, se minimizan bastante.

La Ran es el miembro que faltaba en mi familia, la niña que llegó a completar mi felicidad. Eso, sumado a que la adaptación fue rodada, hizo que no viera la complicación de tener un niño de meses en casa a su llegada.

Un niño de diez años no es un bebé y ya tiene cierta independencia. Pero si hablamos de los peques saharauis, esa independencia se multiplica considerablemente.

A la Ran le tuve que prohibir recoger la mesa y colocar los platos en la cocina, porque desde el primer momento tenía asumido que esa era su obligación.

Nunca me tocó hacerle la cama, ni colocar su cuarto, ni su armario, ni su zapatero. Todo ello impecable, incluso el cesto de la ropa sucia parecía un expositor del Zara.

En una ocasión, su mejor amiga la invitó a una fiesta de pijamas y la madre de esta niña se quedó muy sorprendida de la diferencia entre la Ran y el resto de chiquillas a la hora de ayudar y recoger.

¡Me vas a comparar una niña así con otro bebé! Huy, para nada, para nada.

Yo me quedo muy contenta con mi Ran y con mi BB y me las apaño estupendamente.

Los niños saharauis suelen crecer rodeados de hermanos y de primos. La Ran tiene un hermano de ocho años y una hermana de tres. En su familia materna, todos viven en casitas de adobe pegadas en fila y hacen vida juntos. Cada día cocina una de las tías. Dos de ellas, tienen cinco y dos niños respectivamente.

Por lo cual, no hay nada que mi Ran no sepa sobre los bebés y ha resultado una gran ayuda para con su hermano español. No solo ella, a todos los peques saharauis les encantan los niños y es increíble el cuidado con el que los coge en brazos hasta el más travieso.

No sé si a ti, que eres m/padre de un bebé y te estás planteando acoger un niño saharaui este verano, te debo aconsejar o no. Yo sabía que había llegado mi momento y que todo iría bien, aunque también es cierto que nunca me podría haber imaginado lo perfecto que salió todo.

Quizá acojas y te sobrepase, o tal vez lo hagas y cuentes lo mismo que yo… Pero si volviera atrás, repetiría.

Con creces.

Última modificación: 14 mayo, 2017

2 Responses to :
¿Cómo acoges teniendo un bebé?

  1. marigem dice:

    ¡¡¡Hola!!!! Yo creo que la gente lo dramatiza todo, nada es bueno o malo, depende del caso de cada uno. En mi caso tuve dos hijos seguidos porque quise, me parecía que así, aunque al principio es más atragantado, crecerían a la vez y harían las mismas cosas. En mi caso ha resultado pero muchas veces no tiene nada que ver.
    Y yo no sé si habría podido sin la ayuda de mi marido que desde el primer día se implicó, hay casos que es mejor dejar una distancia, cada caso es un mundo.
    Y tener un bebé y acoger a un niño o niña mayor es genial por lo que dices, la mayor vive todas las etapas del pequeño y el peque crece desde el principio con la mayor y sabe que es su hermana, es un cariño que se forja desde bebé y mola mucho.
    Besos.

    1. Lady Cat dice:

      Por eso no se puede generalizar, porque no hay verdades absolutas.
      Hay quien cría a dos niños seguidos con menos agobio que otros a uno solo.
      También hay quien con un bebé no se siente preparado para darle la atención que merece a un niño para el que este es otro mundo y no entiende ni el idioma, y quien, como yo, se las apaña de lujo.
      Hay tantos casos como personas, lo que pasa es que debemos ser conscientes del que elegimos para nosotros.
      Besos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: