DIY: Crea tu troll y échale la culpa con éxito a otro

Escrito por | DIY

Hola corazones:

¿Quién, dentro de la blogosfera, no tiene a una persona a la que le gustaría retorcerle una oreja de mal que le cae?

A veces, hay quien no puede resistir la tentación y decide crearse un troll. Pero claro, como te pueden pillar, si la culpa se la come otro, ¡mejor que mejor!

Hoy vuestra amiga Eva os va a explicar cómo joder al prójimo y desviar la atención hacia terceros:

1.- Elije tu presa. ¿Quién te cae peor de la blogosfera? ¿Manolo? Pues Manolo.

2.- Escoge en qué red social quieres joder a Manolo. ¿En Twitter? ¡Pues en Twitter?

3.- Créate el troll. Coge un correo que tengas por ahí o hazte uno nuevo. Regístrate en Twitter y créate un personaje ofensivo para Manolo. Caracterízalo y suelta perlas que lo vejen.

4.- Paralelamente, abre un grupo de whatsapp con el pretexto de crear una nueva comunidad de bloggers. Así, reclutarás gente.

5.- Una vez que tengas tu público, empieza a preguntar inocentemente quién puede ser el troll. Elige una víctima al azar y afirma ahí, en público, lejos de esa persona para que no se pueda defender, que crees que es ella.

6.- Cuando ya hayas lavado cabezas, escríbele a esa persona -llamémosla Pepita- de buen rollo para estar a bien con Dios y con el Diablo.

7.- Recuerda, el truco es que NO te pillen. Si tanto Manolo como Pepita te descubren y Pepita tiene capturas de todo lo que has tecleado con esos dedos, habrás perdido.

¡Es fácil, chicos! Eso sí, siempre bajo la supervisión de un adulto responsable.

Última modificación: 30 octubre, 2017

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: