Mis libros imprescindibles sobre la tiranía de Trujillo

Escrito por | Literatura

Mucho se ha escrito sobre la larga noche de 31 años que representó la tiranía de Trujillo, una de las más oscuras que sacudió América Latina, para la República Dominicana.

Desde el conocimiento que me otorgan mis años de investigación al respecto y el trato cercano con la casi totalidad de supervivientes en el tiranicidio y sus descendientes, he decidido plasmar mis imprescindibles al respecto. Que como ser humano pensante e independiente no tienen por qué coincidir con los tuyos, que me estás leyendo, ni con los de ninguna otra persona.

Llevo, desde mi adolescencia -y han pasado unos cuantos años- leyendo todo lo que se publica sobre la tiranía, por lo que conociendo los hechos de primera mano, me considero con la capacidad suficiente a la hora de discernir, calificar y evaluar.

El orden en el que los presento no significa absolutamente nada, simplemente me hago eco de la que para mi es la mejor literatura al respecto.

Trujillo, la muerte del dictador (Bernard Diederich)

Rotundamente, si alguien quiere conocer de forma veraz cómo se fraguó el tiranicidio, debe leer a Diederich.

El estilo literario no es el mejor, desconozco si por la dificultad del autor para escribir en otra lengua o por culpa de un traductor. Sin embargo, el trabajo que se toma Diederich para aportar una información veraz, entrevistando persona por persona, es absolutamente admirable.

El libro está plagado de detalles que a cualquier interesado en el 30 de mayo le encantaría conocer.

Para mí, es un imprescindible si se quiere saber a ciencia cierta cómo se conspiró y ejecutó la eliminación del sátrapa.

Si la mar fuera de tinta (Mayra Baez de Jiménez)

Dentro de una narrativa envolvente, la autora nos traslada a la inocencia de una niña, que en mitad de su infancia ve cómo de buenas a primeras fallecen -en extrañas circunstancias- primero su hermana, luego su cuñado y, a continuación, se llevan detenidos a su padre y hermano para no regresar jamás.

Mayra nos hace entrar en la mente de aquella chiquilla, que pasa de vivir una infancia feliz a ser consciente de una auténtica pesadilla.

Si el lector espera morbo en sus páginas, no lo va a encontrar. La elegancia de la autora le permite transmitir todo lo ocurrido sin falta de aportar detalles escabrosos.

1J4: De espigas y de fuegos (Leandro Guzmán)

En estas páginas, el viudo de María Teresa Mirabal nos cuenta cómo decidió involucrarse en la lucha contra Trujillo.

Asimismo, nos acerca a las detenciones, las torturas, la prisión, el salvaje asesinato a palos de su esposa y cuñadas, la viudez y la resiliencia.

Si algo admiro de Leandro, gran amigo desde hace años, son su coraje y su entereza para salir adelante.

En el libro, nos da una enorme lección cuando, en vez de tomarse la justicia por su mano con los asesinos de las Hermanas Mirabal, los confía a esa democracia por la que tanto luchó.

También explica el motivo por el que fue imposible que acompañara a su cuñado y amigo Manolo Tavárez a las escarpadas montañas de Quisqueya.

“Los hombres y mujeres que mueren por sus ideas lo hacen siempre mirando al sol”, nos recuerda.

Vivas en su jardín (Dedé Mirabal)

Recordar este libro es trasladarme a aquella tarde en Ojo de Agua, cuando Dedé me invitó a la puesta en circulación del mismo, que tendría lugar días después en Santiago de los Caballeros.

Allí, los nervios le jugaron una mala pasada y se quedó sin voz, por lo que don Negro Beras tuvo que conducir el acto.

¿Cómo se expresa el sufrimiento cuando, de cuatro hermanas, solo quedas viva tú y te ves obligada a sacar a nueve hijos adelante? Una madre ejemplar; porque no fue tía, sino madre, y hablaba con el mismo cariño y se refería igual a aquellos que había parido que a los hijos de sus hermanas.

Una vez, se me quedó grabado cuando, hablando de lo terrible que tiene que ser perder a un hijo, manifestó que lo único que ella le pedía a la vida era no tener que pasar por algo así, pues no lo soportaría. Poco antes de su muerte, falleció a su hijo Jimmy.

Leo esas páginas tan llenas de valentía, de sinceridad, de verdad… Releo su dedicatoria… Reviso fotos y aún no asimilo que Dedé ya no está entré nosotros.

Trujillo: El Tiranicidio de 1961 (Juan Daniel Balcácer)

Si anteriormente he alabado la maestría de Diederich para proporcionar al lector un sinfín de detalles sobre lo concerniente al 30 de mayo, en honor a la verdad debo afirmar que esta obra de Juan Daniel Balcácer no le va a la zaga. Añadiendo, además, la insuperable prosa del autor.

Considero a Balcácer, pese a quien pese, como el mejor historiador dominicano. Su imparcialidad, profesionalidad, altura y honorabilidad hacen de sus obras un regalo invaluable y Tiranicidio, concretamente, nos da paso a un buen número de datos imprescindibles para conocer la Gesta Heroica sobre la que trata.

El otro Ramfis Trujillo (Aída Trujillo)

Puede parecer paradójico que, entre mis recomendados, incluya la obra de un familiar directo del tirano, pero Aída Trujillo dice tanta verdad cuando habla de su familia, que merece ser tenida en cuenta.

Recuerdo cuando se publicó su primera obra, A la sombra de mi abuelo, que fue galardonada con el Premio Nacional de Literatura. Me sorprendió enormemente el nivel de indignación de un buen número de personas, que era fácil adivinar que no se habían leído el libro.

Aída en ningún momento justificó ni defendió la dictadura de su abuelo ni los crímenes de ningún miembro de su familia. Al contrario. Al escribir en forma novelada para que el relato le hiciera menos daño, lo que puso en boca de su padre o abuelo fue manipulado por algunos medios para querer hacer ver que apoyaba lo indefendible.

Si A la sombra de mi abuelo me gustó, El otro Ramfis Trujillo me parece aún mejor. Aída relata la agonía de Ramfis, su padre, estando ella embarazada y reproduce las confesiones de éste, mientras vomitaba sus crímenes a las puertas de la muerte.

Entre las afirmaciones de Ramfis Trujillo, podemos apreciar el reproche que les realiza a su hermana Angelita y a Pechito León Estévez por los asesinatos del matrimonio Awad-Báez.

Que digo yo: SI LO RECONOCIÓ EL PROPIO RAMFIS Y SE LO ECHÓ EN CARA A SU HERMANA, ¿QUIÉN ES NADIE PARA NEGARLO? ¿CÓMO HAY QUIEN SE ATREVE A DECIR QUE NO FUERON ELLOS, SI SALIÓ DE LA PROPIA BOCA DE RAMFIS?

Como bien dice Aída, su tercer libro es una forma de conocer al otro Ramfis Trujillo, que no tengo duda de que de haber nacido en distinta familia, muy probablemente no hubiera terminado siendo lo que fue.

Eran una sola sombra larga (Lipe Collado)

Editado por el Museo Memorial de la Resistencia Dominicana, Eran una Sola Sombra Larga viene a corroborar la investigación de Pilar Awad y servidora en La Verdad de la Sangre. 

Entrando en el ámbito personal, nunca podré agradecer lo suficiente al laureado periodista, profesor y escritor Lipe Collado, hoy tristemente fallecido. Cuando una persona a la que admiras, coleccionando todos sus libros y avalada por un Museo de reconocimiento internacional valida tu versión con más pruebas irrefutables, te reafirmas en que has actuado correctamente.

Del mismo autor e igualmente sobre la tiranía de Trujillo, no quisiera dejar de recomendar Anécdotas y Crueldades de Trujillo El Foro Público en la Era de Trujillo: De cómo el chisme fue elevado a la categoría de asunto de Estado.

Entre otras distinciones, Lipe Collado ha sido Premio Nacional de Periodismo, Premio Nacional de Periodismo Científico, Premio Quinto Centenario de Novela y Premio El Principal del diario El Nacional.

La Verdad de la Sangre (Pilar Awad Báez y Eva Álvarez)

No podría llamarme yo criminóloga si, entre los mejores libros sobre la tiranía trujillista, no incluyera una investigación que nos llevó cerca de tres años y medio y que el tiempo, los expertos -que no charlatanes y amiguitos- y las pruebas, han dado como más que válida.

Siempre digo que es muy fácil escribir un libro; lo difícil es venderlo. A los cinco días de la puesta en circulación de La Verdad de la Sangre, ya se estaba imprimiendo la segunda edición. Siete meses en el Top10 de los más vendidos, eco internacional, llegar hasta Vargas Llosa, la afluencia de la presentación, que desde varios medios de comunicación se pidiera la película… Hablan por sí solos.

Además, en el máster de Historia Dominicana de la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD), impartido por el reconocido historiados Juan Daniel Balcácer y dirigido a 32 profesores, se ha venido analizando La Verdad de la Sangre.

Última modificación: 11 junio, 2017

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: