P3: Criterios para elegir colegio

Escrito por | Mapaternidad

Recientemente, se ha cerrado el plazo para preinscribir a los niños en los coles.

Aquí entregas la solicitud en el colegio (público) que hayas elegido en primer lugar y luego tienes tres de reserva para escoger, por si en ese no hubiera plaza.

En unos días se publicarán las listas y podremos matricular a nuestros niños en el colegio en que hayan sido admitidos.

Yo siempre dije que iba a llevar a mi hijo al colegio donde fui yo (privado). Una vez nació, incluso me mudé al lado del colegio para no tener que caminar mucho y que pudiera venir a comer a casa, al ser jornada partida. Y sin embargo, a día de hoy ya no vivo ahí, sino bastante lejos, por lo que tendría que quedarse al comedor y estar allí de 9 a 5.

Mi hijo ha ido este año a la escuela infantil porque le apetecía mucho estar con niños y se lo ha pasado genial. Por desgracia, el año que viene no irá al mismo cole que su mejor amigo, y eso me da mucha pena, aunque seguirán con la amistad.

Al lado de su escuela, hay un colegio, que es donde estudia 1° de Primaria el hijo de mi primo. Tienen jornada continua, son muy pocos niños y sigue una línea similar a la de la escuela.

En la jornada de puertas abiertas, solo éramos dos familias, con eso lo digo todo. La futura tutora nos estuvo enseñando las instalaciones y nos contó que ella les iba a dar clase los tres años del ciclo. Eso me gustó mucho, porque en mi colegio es cada año una profe. Le estuve preguntando por la metodología y es muy de mi opinión. Temía que me soltara la idea, tan predominante ahora, de que los niños tienen que jugar, que ya aprenderán en Primaria y tal y cual… Y con mi hijo y sus intereses me quedé muy tranquila cuando me dijo que les enseñaban las letras y a leer si ellos estaban dispuestos, pero que sino no pasaba nada, porque en Primaria se empezaba desde cero. Eso terminó de convencerme.

Trabajan con un sistema mixto de fichas y proyectos.

Igualmente me gustó que si no puedes ir a cambiar al niño en caso de que tenga un escape, te lo cambian allí (que otros colegios públicos e incluso privados aunque te digan lo contrario para que te dejes la pasta, ponen el grito en el cielo) y que a los niños que no dan religión les imparten otra alternativa sin problema. No recuerdo exactamente como se llamaba, pero hacían un poco de todo, y a partir de Primaria daban Religión o Llingua (asturiano). Que no es que me apasione el asturiano, de hecho me gustaría más Historia de las Religiones, porque lo veo interesante y de cultura general, pero es lo que hay.

Además, es jornada continua. Si a mí no me gustaba estar todo el santo día en el colegio ni quedarme al comedor a mediodía, no lo quiero tampoco para mi hijo.

Por si fuera poco, alguien cercano me contó una mala experiencia en P3 en mi antiguo cole y se me quitaron las ganas de mandarlo. Si fuera con una profe que tuve yo y que sigue en activo los tres años, o con otra que también era estupenda y falleció, sería otra cosa; pero hay gente nueva a la que no conozco y que tiene cosas que no me han gustado. De todas formas, por muy bilingüe que sea, no voy a sacrificar a mi hijo por que aprenda inglés.

Así que hasta 1° de ESO, probablemente no lo mande allí.

Me encanta que sean muy pocos en clase. Es como una clase particular y la atención es mucho más personalizada que en los coles donde hay 25 niños de tres años con una sola maestra. Por ejemplo, en clase de mi primo son 12 y es genial.

Lo que he observado es que aquí hay plazas en todos los coles, incluso en los privados y en los que habitualmente han venido siendo los más masificados. Se ve que 2015 no fue un año muy prolífico. También me llama la atención que antes la gente se daba de tortas por entrar a los colegios más céntricos y ahora somos muchos quienes nos guiamos más por el proyecto educativo, porque sean pocos en clase y también se están llenando bastante las escuelas rurales (CRAs).

Tengo varias amigas y conocidas que es la opción que han elegido para sus hijos, además. Yo tengo uno cerca de casa, pero no me apetece que los niños de todas las edades estén juntos en clase.

Un amigo, de hecho, se cambió a mi colegio en su día, porque en el cole rural al que iba, si no es por su padre, en 5° no sabría ni leer ni escribir. Me parece impreciso juntar tantos cursos diferentes y no me apetece, aunque no dudo que ahora funcionen bien. De hecho, si atraen a tanta gente y tienen fama, será por algo.

Pero vaya, que no es mi opción.

Yo soy de la opinión de que el mejor cole es el que se adapta a cada familia y que lo bueno de que haya tanta oferta y abundancia de plazas, es poder elegir con libertad dónde mandar a nuestros hijos.

Por lo pronto, estoy muy contenta con mi decisión y mi hijo ya hay veces que, al llegar por la mañana, quiere ir al cole de mayores en vez de a la escuela.

Con el plus de que está su primo allí, lo cual es una tranquilidad extra para mí.

Y vosotros, ¿en qué os habéis basado para elegir colegio?

Última modificación: 2 mayo, 2018

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: