Resumen semanal 24/08/18

Escrito por | Actualidad

Por: Carolina Malaspina

Lucía Etxebarria

La ganadora de un Planeta y un Nadal, como ya toda España sabe, se fue de vacaciones a Asturias. Parece que el lugar no cubrió sus expectativas, porque en Gijón en agosto había ¡gente! y en las sidrerías se hablaba tan alto que tuvo que sacar un sonómetro para medir los decibelios.

Después de días de críticas hacia Asturias y sus habitantes, ayer decidió finalizar su viaje con un post en su Facebook donde calificaba el lugar como sobrevalorado, sus hoteles como posadas, al vino como aguado y al pan como mohoso, refiriéndose a Asturias con el nombre de Vulgaria y a sus habitantes como vulgares.

Anteriormente, había manifestado sentirse en el Principado como sus amigas trans y las víctimas del KKK cuando salen a la calle, lamentando no tener guardaespaldas en la comunidad con menos porcentaje de delitos de España.

Franco

Parece que al fin nos sacan al fiambre y entierran sus restos junto a los de su señora, para disgusto de nietos, bisnietos y el facherío menudo.

¿Que no es el momento? Probablemente. ¿Y cuándo entonces? Porque siempre habrá prioridades.

Sacar a ese señor de ahí era algo que había que hacer,  y ya que se han puesto, hasta luego Lucas. Porque habrá a quien le parezca de lo más normal darle trato de reyes a un dictador, enterrándolo en un monumento.

Spain is different, qué duda cabe.

La Manada

Parece que el Prenda y compañía van a tener complicado frecuentar lugares de ocio. Si hace poco se armó un escándalo porque José Ángel Prenda fue a la playa y se pidió a los bares que no le vendieran cerveza, estos días él y otros dos miembros de la Manada fueron expulsados de una piscina pública por ser ellos mismos.

Sin quitarle importancia a su condena por abuso sexual, me pregunto si no se les repudiará por moda, pues todos vemos en libertad, por ejemplo, a un montón de etarras asesinos y ahí no hay cojones a decirle al señor del bar que no les sirva lo que han pedido.

Chabelita

Y seguimos con la Manada, porque uno de los temas más comentados de la semana ha sido la foto de Isa Pantoja con el Guardia Civil.

Al parecer, Isa quiso impedir que se hiciera pública esta imagen, que presuntamente filtró el propio Escudero. La fotografía fue tomada durante la feria de abril de 2016, antes de que ocurrieran el suceso de Pozoblanco y el abuso sexual de Pamplona.

¿Tiene acaso Isa Pantoja una bola de cristal para saber que el chico que le pide una foto va a participar de forma inminente en diversos delitos de índole sexual?

Pues para su madre parece que sí, porque nada más mostrarse la imagen salió disgustadísima en coche, llamando a su hija para decirle cosas tan bonitas como que se arrepentía de haberla adoptado o que le iba a quitar la vida. ¿Acaso no pensó ella en si se la estaba quitando a sus hijos cuando tuvieron durante dos años una madre presa?

Última modificación: 24 agosto, 2018

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: